Política lingüística: los internautas preguntan a Albert Branchadell

Claudio

1. 15/09/2011 – 17:05h.

¿Es probable que los alumnos catalanes al terminar la enseñanza obligatoria, tengan el mismo nivel de morfosintaxis de catalán (25 horas a la semana) que de castellano (2 horas a la semana) con el actual sistema educativo? Gracias Profesor Branchadell.

Buenas tardes y empezamos. Los estudios disponibles indican que sí, que el nivel de castellano no es distinto del nivel de catalán. En todo este asunto no podemos olvidar que el sistema educativo solo es una parte pequeña de la socialización lingüística del alumno y el nivel de castellano que se consigue no es solo el reflejo de las horas semanales sino de un contexto social mucho más amplio en el que predomina claramente el castellano.

María

2. 15/09/2011 – 17:06h.

Con una tercera o cuarta hora en castellano se rompe la cohesión social en Cataluña?

Ciertamente, no. El enfrentamiento por la tercera hora solo puede entenderse en clave política. Ayer me recordaba un experto en educación que en las escuelas del sur de Francia que practican la inmersión en catalán imparten 7 h de francés a la semana y a nadie le parece que eso desvirtúe el sistema.

José Manuel (L’Hospitalet de Llobregat)

3. 15/09/2011 – 17:11h.

Sr. Branchadell, soy catalán, bilingüe total y orgullosísimo del prestigio de la cultura milenaria catalana…Considero que el català necesita más protección que el castellano, es una obviedad; por otro lado yo no creo en absoluto que el castellano esté perseguido en Catalunya, pero considero que sí está marginado, es una cuestión de equilibrio… ¿No cree que los horarios del castellano en la ESO y Bachillerato no pueden ser iguales a los de una lengua extranjera como el inglés?

El Tribunal Constitucional primero y el Supremo después han dicho que el castellano no puede ser excluido como lengua vehicular. No hay ninguna ley catalana que diga que “el castellano queda excluido como lengua vehicular”, pero lo cierto es que en la práctica (al menos en la escuela primaria) no se utiliza como tal. A fin de asegurar el bilingüismo terminal de los alumnos no sería necesario utilizar el castellano como lengua vehicular, pero al mismo tiempo sería razonable hacerlo en el contexto de una escuela multilingüe para una sociedad multilingüe. Y ya que habla del inglés, el inglés también debería ser una lengua vehicular. (También sugiero que dejemos de considerar “extranjeras” las lenguas de la Unión Europea.)

Juanra

4. 15/09/2011 – 17:13h.

Bona tarda, ¿Piensa Ud. que España debería seguir el modelo lingüístico de otros países tales como Suiza o Canadá en los que las barreras lingüísticas están realmente presentes (así como las políticas) pero que luego no afectan tanto la “unidad” del país o el sentimiento de pertenencia a dicho país de sus ciudadanos?

En general, los modelos citados no son exportables a España, que tiene una realidad sociolingüística distinta. Por lo que respecta al sistema educativo en particular, la opción que se practica en el caso concreto de Quebec (el separatismo lingüístico, con escuelas anglófonas y francófonas) no parece muy adecuado a las circunstancias locales.

Rodrigo

5. 15/09/2011 – 17:16h.

Partiendo de la base de que entiendo que el catalán en las escuelas es, y ha sido, un elemento integrador, ¿no resulta extraño que inicialmente se defendiera el uso del catalán en la escuela por la recomendación de Naciones Unidas de educar a los hijos en el idioma materno, y ahora no se quiera hacer lo mismo con el castellano?

La idea de educar a los niños en su lengua materna es bonita sobre el papel pero inviable en la práctica. En las escuelas catalanas hay niños con más de 100 lenguas maternas distintas. ¿Cómo vamos a educar a cada uno en su lengua materna? Lo importante de un sistema educativo es que enseñe bien las lenguas que garantizan la igualdad de oportunidades (catalán y castellano en el caso de Cataluña) sin por ello dejar de respetar su lengua materna, sea cual sea.

Ramon

6. 15/09/2011 – 17:20h.

La enseñanza en una lengua distinta a la materna determina un importante incremento selectivo del fracaso escolar. Según los datos de PISA 2003 y el Ministerio de Educación en Cataluña el fracaso escolar de los catalanohablantes es de un 18,6%, el de los castellanohablantes del 42,6%. Una parte importante de esa diferencia ha es atribuible a la inmersión lingüística en catalán

Los datos de PISA y otros estudios hay que manejarlos con cuidado. En este y otros casos la variable relevante no es la lengua materna sino el estatus socioeconómico, que en Cataluña va históricamente ligado a la lengua. Esa es una de las razones del sistema de inmersión; si solo aprenden bien el catalán los que ya lo tienen como lengua materna se perpetúa la desigualdad social.

Luis

7. 15/09/2011 – 17:22h.

El auto del TSJC manda que el castellano sea lengua vehicular ¿Qué problema habría en que lo fuera para una unica asignatura, ademas de la asignatura de Lengua actual? ¿Pondría eso en peligro el actual modelo?

Sin duda, dar una asignatura en castellano no pondría en peligro el modelo. El temor de una mayoría de las elites políticas y educativas es que esa solitaria asignatura en castellano sea un caballo de Troya que finalmente termine desvirtuando el modelo. Sin entrar, claro está, en otras motivaciones políticas (las sentencias judiciales son consideradas por muchos una invasión de la autonomía catalana).

Josep-Abel

8. 15/09/2011 – 17:26h.

De sus obras, por ejemplo “La hipòtesi de la independència”, se deduce que usted es, ante todo, un liberal. Si embargo, aún no estoy convencido de ello, porque me parece que en los temas lingüísticos fuerza sus ideales a favor de algunos dogmas anticuados del catalanismo. Por qué no se decide a reconocer públicamente que la inmersión lingüística obligatoria es una aberración, y que a todos, incluso a aquellos que se postulan como defensores sinceros del catalán, nos iría mejor sin ella?

La inmersión no es una aberración, pero al mismo tiempo hay que reconocer que habría otros sistemas alternativos para garantizar el bilingüismo terminal de los alumnos. Si le interesa mi posición personal, no me considero un defensor numantino de la inmersión (“ni un paso atrás”, como dicen por aquí) sino un partidario de sistemas educativos multilingües que aseguren en bilingüismo de los alumnos e idealmente el trilingüismo. Todo este debate nos está haciendo perder de vista que la única lengua que no aprenden bien los alumnos catalanes no es el castellano ni el catalán sino el inglés. En este punto hay que destacar el dato curioso de que los defensores numantinos de la inmersión suelen estar abiertos a introducir el inglés como lengua vehicular.

Joan Gómez Escofet

9. 15/09/2011 – 17:29h.

La immersión en catalán es una de las pocas medidas que pueden garantizar el bilinguismo en Catalunya. Pero me parece que su formulación jurídica y política es poco hábil,ya que puede aparecer como una marginación ilegítima del castellano,lengua vehicular de buena parte de la población. ¿No debería formularse de otra manera la “immersión” linguística?

Hay muchos expertos que piden hace tiempo una revisión del modelo, pero al parecer ahora toca cerrar filas y dejar la reflexión para más adelante. Lo que es claro es que el modelo actual se diseñó para una sociedad muy distinta de la actual, en la que el paisaje lingüístico se caracteriza por una diversidad mucho mayor. De hecho, estrictamente no podemos hablar de “inmersión” en una clase donde la mayoría de los alumnos hablan árabe (por ejemplo) y el profesor o profesora no tiene ni idea de esa lengua.

Omar Jayyam

10. 15/09/2011 – 17:34h.

Teniendo en cuenta que la educación obligatoria abarca hasta los dieciseis. ¿es necesaria la inmersión durante todo ese periódo para garantizar el conocimiento de un idioma? Porque si fuera tan difícil, ¿cómo es que los catalanohablantes no la necesitan para aprender castellano? ¿Es que son más listos? Y si se acaba la escolarización con conocimientos parejos de ambas lenguas, ¿por qué sigue habiendo inmersión en la Universidad?

La realidad es que la inmersión en la educación secundaria es bastante más teórica que real. Sin duda, podría plantearse relajar el sistema a medida que avanza la edad del alumno. En todo caso, como profesor de una universidad catalana debo desmentir categóricamente que en la universidad se practique el modelo lingüístico de la educación preuniversitaria. Alrededor del 40 por ciento de las clases se imparten en castellano. Curiosamente, a nadie le parece que eso dañe la cohesión social. No creo que tampoco la dañe una mayor presencia del castellano en el bachillerato. De todas maneras el problema lingüístico de la universidad vuelve a ser el inglés.

Jesús M.

11. 15/09/2011 – 17:36h.

Soy dueño de una empresa de traducción y en los últimos 7 años he notado que el nivel de castellano, especialmente el escrito, de los licenciados en traducción catalanes ha bajado en picado. Todos hablan correctamente en castellano pero su expresión escrita es francamente mejorable. ¿No cree que esto es un ejemplo claro del daño colateral de la política de inmersión lingüística?

En realidad, el nivel de expresión escrita en catalán también es manifestamente mejorable, y eso se lo puedo decir con conocimiento de causa como profesor de una Facultad de Traducción. La expresión escrita está cayendo aquí y en todas partes (también se quejan los profesores de Extremadura, por poner un ejemplo) y es un problema cultural que tiene muy poco que ver con la inmersión.

Antonio

12. 15/09/2011 – 17:38h.

¿No cree que desde un punto de vista práctico lo ideal sería que en los lugares donde se habla castellano en la calle los niños tuvieran educación en catalán, y a la inversa?, para de esta manera no perder el carácter de bilingüismo.

Ciertamente, si todos estuvieran dispuestos a ser más flexibles el entorno social debería ser una variable a la hora de determinar el modelo lingüístico de una escuela. Más catalán en la región metropolitana de Barcelona y un poco más de castellano en las (pocas) zonas donde el catalán todavía predomina en la calle no parece una receta desaconsejable.

Jose

13. 15/09/2011 – 17:41h.

¿No es inconstitucional simplemente plantear que alguien no pueda vivir en Cataluña sin conocer el catalán como defienden los nacionalistas?. ¿No es inconstitucional que el no conocimiento del catalán pueda limitar, cuando no impedir, mi acceso a servicios y trabajos en cataluña?. ¿No es desleal que en Cataluña puedan disponer de un mecanismo que limite mi acceso e intregación, mientras que el resto de españoles no lo tengamos y ellos si que puedan venir aquí libremente?.

En el pacto constitucional se decidió que en determinadas comunidades autónomas (entre ellas Cataluña) hubiera dos lenguas oficiales y hay que atenerse a las consecuencias. La alternativa de levantar las “barreras” lingüísticas y volver a un modelo de una sola lengua oficial para todo el territorio no parece deseable ni viable.

Aleix

14. 15/09/2011 – 17:45h.

¿Qué problema veo usted en que se estudien la mitad de las clases en español y la otra mitad en catalán? ¿Le parece usted un buen mensaje desde el punto de vista educativo que las administraciones incumplan las sentencias judiciales?

Las sentencias judiciales no exigen un 50-50 de clases en catalán y en castellano, solo plantean que el castellano no sea excluido como lengua vehicular. Tanto el TC como el TS son muy claros respecto a la conveniencia (o al menos la posibilidad) de que el sistema esté desequilibrado a favor del catalán, que es la lengua socialmente en desventaja. En este asunto deberíamos pensar más allá de la escuela, en el conjunto de la sociedad, y allí todos los indicadores señalan el predominio del castellano.

Pedro

15. 15/09/2011 – 17:53h.

Sr. Blanchadell: ¿como ha evolucionado el uso del catalán y castellano en las calles de Cataluña durante, digamos, la última década? Vamos ¿que presencia real tiene uno y otro idioma?

Seas cuáles sean los estudios que examinemos, los datos muestran que el catalán ha perdido peso relativo en el conjunto de la población, especialmente después de las últimas oleadas migratorias. En poco tiempo hemos pasado de poco menos de la mitad a poco más de un tercio de la población que se identifica como catalanohablante. Por otra parte, subsisten normas de uso heredadas del pasado que perjudican el uso público del catalán. En estas circunstancias, para garantizar que Cataluña siga siendo una comunidad bilingüe, el sistema educativo debe seguir favoreciendo el catalán, sin excluir el castellano, claro está.

No acato

16. 15/09/2011 – 17:59h.

Què pot passar, si totes les escoles, o la majoria d’elles no acata?

De momento, el caso está en suspenso, y habrá que ver qué efectos tienen en todo esto las elecciones del 20-N. Más allá del caso planteado por el TS y el TSJC, habrá que ver qué pasa con la Ley de Educación de Cataluña, que está en la mesa del Constitucional. Si el TC enmienda la LEC, ya no podremos seguir con el argumento de que los jueces no impugnan ninguna ley sino que sobredimensionan una petición particular de 3 familias concretas. Pero lo más probable es que por aquel entonces el asunto ya esté encauzado políticamente (no judicialmente). Piensen que en el año 1998 el Defensor del Pueblo tenía en su mesa una serie de dictámenes jurídicos que prácticamente le instaban a presentar un recurso de inconstitucionalidad contra la Ley catalana de Política Lingüística. No lo hizo. Era cuando el PP gobernaba en minoría y Aznar hablaba catalán en la intimidad. Si se cumple lo que pronostican las encuestas, habrá que ver qué lenguas habla Rajoy el 20-N por la noche.

Lacuvé

17. 15/09/2011 – 18:01h.

Leído y apreciado Branchadell: ¿ qué opina usted de que LES VEUS DEL PAMANO tenga 500.000 lectores en alemán y 20.000 en castellano ?

Good question, como dicen por ahí. España debería reflexionar sobre por qué no ha sido capaz de sentir la lengua y cultura catalanas como propias. En Cataluña también se debería hacer algo de autocrítica sobre la desafección mutua que parece haberse instalado en nuestros corazones. Y con esta nota levemente poética me despido de todos ustedes con la esperanza de no haberles defraudado más de la cuenta y con un sincero agradecimiento por todas sus valiosas aportaciones.

Mensaje de despedida

Bueno, al parecer la despedida la tengo que hacer por aquí. Me hubiera gustado responder más preguntas pero un solo cerebro no da para más. Gracias / gràcies a todos y hasta la vista.

Albert Branchadell, El País, 15/09/2011

You must be logged in to post a comment Login